Apertura a diálogo redujo la protesta social una tercera parte en Costa Rica

Estado de la Nación destacó el descenso en los conflictos con el actual gobierno; se pasó de un promedio de protestas mensuales de 40 en 2013 a 28,4 en 2015

La marea de protestas sociales que venía en ascenso se contuvo y marca una tendencia a la baja con la llegada de la administración del Presidente Luis Guillermo Solís Rivera. El XXII Informe del Estado de la Nación, presentado el pasado 8 de noviembre, dejó este dato: se pasó de un promedio de protestas mensuales de 40 en el 2013, a un promedio de 28,4 en el 2015; un 29% menos; casi una tercera parte.

El promedio mensual en el 2013 ya superaba el registro promedio de reclamos sociales registrado por el Estado de la Nación desde 1992, 398 protestas para un promedio histórico de 33,1% al mes. Sin embargo, en los primeros cuatro meses del 2014 subió a un promedio mensual de 82 por mes. La llegada del Gobierno de Luis Guillermo Solís permitió contener la marea creciente de reclamos, al pasar a un promedio mensual de 32,7 en sus primeros ocho meses, y aun más bajo en su primer año completo: un 28,4% por mes en el 2015.

33,1

Promedio de protestas mensuales desde 1992

Esta reducción de casi un tercio en la protestas social no fue obra de la casualidad. “Se hace una apuesta clara de que el diálogo iba a ser una de las principales caras de esta Administración. Nosotros esperábamos que en algún momento esto se pudiera ver. Creo que se reafirma de que estamos haciendo lo correcto y que esa es la vía para tener éxito en la gestión de gobierno”, expresó Ana Gabriel Zúñiga, Viceministra de la Presidencia en Asuntos Políticos y Diálogo Ciudadano.

En su página 273, el Informe destaca que la disminución se deba al uso del diálogo y las vías institucionales para canalizar las demandas sociales, más que el descenso en la cantidad de las movilizaciones sociales (que las reconoce como fuerza de cambio para cualquier democracia).

“En general, los jerarcas de esta Administración tienen una sensibilidad diferente, donde no le temen a la gente, no le temen a la participación ciudadana y no le temen a la rendición de cuentas; entonces,  apostamos al diálogo como una manera de intercambio con la sociedad civil. Sin procesos de diálogo podríamos tener un entrabamiento mayor”, asevera la Viceministra.

El estudio  señala que el 2015 cerró con 341 acciones colectivas, mientras que el 2013 presentó 480 y el 2014, 587; sin embargo, como apunta la investigación, el 56% de esas protestas se dieron entre enero y abril de ese 2014, en la parte final del gobierno de Laura Chinchilla.

En todo caso, se debe apuntar que la cifra de 341 acciones colectivas de ese 2015 es inferior al promedio anual de  la serie (a partir de 1992), que es de 398. El Informe señala que es la primera vez, en cinco años, que se da esa circunstancia.

“La ciudadanía exige información fluida: el diálogo es facilitar la información, es facilitar el intercambio donde la gente tiene sentido de pertenencia y se apropia de los procesos y nos permite vislumbrar cuáles son las necesidades. El diálogo es también decir que algo no lo vamos a hacer, pero con total transparencia y se buscan otras alternativas”, comentó  la Viceministra. En ese sentido, Zúñiga rescata un concepto: “valor público”. Este se entiende como la capacidad de las instituciones para responder a la demanda de la ciudadanía.

Además, rescata la disponibilidad de los sectores sociales, a la hora de negociar. “El diálogo social es una responsabilidad de doble vía. Han sido sumamente agradecidos al ver la apertura que este gobierno ha tenido con ellos: no la han tenido antes y no saben si la van a tener después”.

En ese sentido, el Informe destaca que el gobierno reconoce a los trabajadores y sus organizaciones (quienes fueron responsables del 38% de los movimientos) “como interlocutores legítimos, que se ha traducido en el uso de los canales institucionales para la resolución de conflictos”

Finalmente, la Viceministra asegura: “Conforme ha avanzado la gestión de esta administración hemos logrado sentar buenas prácticas de diálogo y de atención temprana: ya tenemos una nueva práctica de la atención política”.

Este sitio cuenta con un lector de texto en pantalla para personas ciegas y con baja visión. Para utilizarlo seleccione el texto con el cursor del mouse y presione el ícono que aparece.

Aumentar texto

  • A  A  A  A  A