CCSS invertirá $1,4 millones en tratamiento para personas hemofílicas

La institución tiene en tratamiento a 212 pacientes por esta causa

La Junta Directiva de la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS) aprobó la compra de uno de los tratamientos más caros que se les proporciona a las personas hemofílicas que residen en Costa Rica.

Se trata del complejo coagulante anti-inhibidor que se le ofrece a pacientes que han desarrollado anticuerpos que neutralizan e interfieren con los factores VIII y IX de la coagulación, lo cual tiene implicaciones clínicas muy importantes porque ayuda a mejorar la calidad de vida de estos pacientes.

$9 millones

Costo de tratamientos a hemofílicos en CCSS

El costo de este tratamiento asciende a $1,4 millones y se empleará para satisfacer las necesidades de 21 pacientes para los próximos cinco meses.

En total, la CCSS le ofrece atención a 212 pacientes hemofílicos en este momento, con una gama de productos farmacológicos muy grande y cuyo costo total es de $9 millones anuales.

La CCSS, con base en los principios de solidaridad y universalidad, ofrece una cobertura muy amplia a las necesidades de tratamiento de los pacientes con Hemofilia de manera que los pacientes están en tratamiento preventivo y en seguimiento, pero tienen cita abierta en el Centro Nacional para el Tratamiento del Paciente Hemofílico que funciona en el Hospital México.

Además de poner al servicio de esta población el tratamiento farmacológico,  se les ofrece atención por parte de varias especialidades y además una profesional en enfermería, se ocupa de la parte educativa que les permite conocer la enfermedad y los mecanismos para protegerse.


¿Qué es la hemofilia?

La hemofilia es un trastorno hemorrágico que se produce por un déficit de uno de los factores de coagulación sanguínea que se transmite de modo recesivo de mujeres a hijos varones.

Fotografía de un bebe que toma la mano de su madre
La hemofilia es un transtorno que se transmite en forma recesiva de madre a hijo.

Clínicamente, esta cromosopatía se caracteriza por un retraso del mecanismo de la coagulación, lo que provoca hemorragias en diferentes partes del organismo, entre ellas: articulaciones, músculos en miembros inferiores y superiores, hemorragias internas, aparato digestivo, urinario, entre otros.

Se conocen dos tipos de hemofilia.  La A en la que falta la globulina antihemofílica  o el factor VIII de la coagulación y se estima que un 80% de los casos de hemofilia pertenecen a este tipo.

El tipo B se caracteriza porque no está presente el factor IX de la coagulación, a este tipo de hemofilia se le conoce como Christmas.  En Costa Rica, del total de la población hemofílica, 180 personas presentan Hemofilia tipo A y 32 Hemofilia tipo B.

El 90% de las personas con hemofilia A o B severas presentan episodios hemorrágicos en sus músculos y articulaciones que se inician en edades tempranas. Las articulaciones más afectadas son los tobillos, rodillas y codos.  Esto origina una patología característica denominada artropatía hemofílica, que desarrolla lesiones articulares progresivas que conduce a una severa limitación de la función articular, artralgias (dolor localizado en una articulación) y serias secuelas invalidantes.

 

Este sitio cuenta con un lector de texto en pantalla para personas ciegas y con baja visión. Para utilizarlo seleccione el texto con el cursor del mouse y presione el ícono que aparece.

Aumentar texto

  • A  A  A  A  A