Costa Rica construye modelo novedoso para procurar desarrollo inclusivo

Costa Rica está desarrollando un modelo novedoso para procurar el desarrollo inclusivo. Con el fin de fortalecer las capacidades técnicas y tecnológicas de la población, así como articular a los sectores productivos que pueden desarrollar un mayor nivel de especialización y valor agregado, el Gobierno creó el Consejo Presidencial de Innovación y Talento Humano.

Este es un órgano coordinado desde la Presidencia de la República, con carácter interinstitucional e intersectorial, lo cual ha permitido iniciar un proceso de diálogo constructivo entre diferentes actores altamente influyentes en la definición del modelo de desarrollo, que antes carecían de un rumbo común. Este espacio inició sesiones el 20 de noviembre y se ha reunido cuatro veces de forma ordinaria; incluyendo una sesión realizada en los laboratorios de INTEL para conocer más sobre la situación de las inversiones de alta tecnología en el país.

La Vicepresidenta de la República y coordinadora de este Consejo, Ana Helena Chacón, comentó que se trata de una iniciativa poco común en América Latina, la cual combina el aporte de instituciones públicas, cámaras empresariales, universidades, centros de formación técnica y sociedad civil para alcanzar un objetivo común.

60%

Porcentaje de la población ocupada o que busca su primer empleo que no tiene secundaria completa

Hacia un modelo de desarrollo más inclusivo

La formación técnica y la promoción de la educación dual, se ubican en los primeros lugares de una amplia agenda de temas que atañen específicamente al modelo de desarrollo. Desde un enfoque a mediano y largo plazo, la reducción sostenible de la pobreza y las desigualdades sociales serán el resultado de la generación sostenible de empleo. Para ello, uno de los componentes necesarios es que la población tenga las habilidades especializadas y tecnológicas que les permitan aprovechar el conocimiento para diferenciar al país con proyectos productivos, dinámicos e innovadores, en el contexto de una sociedad internacional globalizada.

En esa dirección, desde el Consejo de Innovación y Talento Humano ya se han conformado mesas de trabajo para coordinar y dar seguimiento a distintos proyectos dentro del ámbito de competencia. Se incluyeron las áreas estratégicas de innovación social, innovación empresarial, multilingüismo y profesorado. Entre los avances que se esperan para los próximos meses, están la creación de una agencia de innovación, la promoción de los componentes de investigación y desarrollo (I+D+I) en el sector privado y el impulso a una cultura de emprendimiento.

En concordancia con lo anterior, se presentó el Plan Nacional de Ciencia, Tecnología e Innovación 2015-2021 que elaboró el MICITT. Este documento propone también medidas concretas para aprovechar de forma prioritaria los espacios de formación de talento humano y producción, con el fin de alcanzar en términos generales una sociedad y una economía basadas en el conocimiento.

Destacan acciones coordinadas en conjunto con las universidades, las empresas, las incubadoras y los medios de comunicación para desarrollar proyectos de investigación e innovación a través de los recursos financieros disponibles (Banca de Desarrollo, CONICIT, entre otros). La investigación -extendida también hacia las ciencias sociales, las ciencias agrícolas y las humanidades- se convierte entonces en un motor adicional para fomentar el crecimiento económica y el desarrollo social con base en un sistema educativo sólido y un tejido productivo con alto valor agregado.

La educación pública de calidad, especialmente en zonas de mayor vulnerabilidad social, se consolida como uno de los pilares fundamentales de la inclusión social dentro del modelo desarrollo. El trabajo de instituciones como el MEP para mejorar la metodología pedagógica y los contenidos en las primeras etapas de formación, se articula efectivamente con los objetivos del Consejo Presidencial.

Por ejemplo, hace unos días se presentó el programa ‘Yo Me Apunto’, orientado a motivar a estudiantes de secundaria para que permanezcan en el colegio. Este trabajo se realiza de forma inicial los 75 distritos prioritarios con bajos niveles de desarrollo humano (identificados con los mapas sociales) y constituye una auténtica oportunidad para que la población tenga mayores posibilidades de empleabilidad en el futuro.

Las decisiones e inquietudes que se discuten desde el Consejo Presidencial de Innovación y Talento Humano, se elevan posteriormente a otro consejo conformado por la fórmula presidencial y representantes de las cámaras empresariales.

En este espacio de deliberación de alto nivel, se conoció la propuesta sobre educación dual que se trabaja en coordinación con la Alianza por el Empleo y el Desarrollo Productivo. Este proyecto complementará el aprendizaje en los centros educativos con los conocimientos adquiridos en la empresa, lo cual ha sido una de las principales demandas de los sectores productivos para que el país forme perfiles profesionales con altas posibilidades de colocación laboral.

“Un desarrollo inclusivo se trata de promover oportunidades para todas las personas con un empleo digno, de manera que tengan la posibilidad de aportar a la sociedad. Por eso, la formación técnica y profesional se es una prioridad parte de un proyecto país y un imperativo de cara al mundo globalizado”, concluyó la Vicepresidenta Chacón sobre el trabajo que realiza el Consejo de Innovación y Talento Humano.

Este sitio cuenta con un lector de texto en pantalla para personas ciegas y con baja visión. Para utilizarlo seleccione el texto con el cursor del mouse y presione el ícono que aparece.

Aumentar texto

  • A  A  A  A  A