Costa Rica destaca por su evolución en índices internacionales

Ubican al país en una posición privilegiada en competitividad, ambiente, economía, lucha contra la corrupción, innovación y progreso social

Los buenos resultados obtenidos en evaluaciones anuales que realizan diversos organismos internacionales, no solo reconocen los avances de Costa Rica en materia de competitividad, ambiente, economía, lucha contra la corrupción, innovación y progreso social, sino que ubican al país en una posición privilegiada en comparación con el resto.

Tal es el caso del Índice Global de Competitividad 2017-2018, una evaluación que realiza el Foro Económico Mundial, según el cual el país pasó del puesto 54 al 47, en una lista de 137 naciones. Los mejores indicadores los obtuvo en salud, educación primaria, sofisticación de negocios e innovación.

Cuadro comparativo de Costa Rica en la competitividad mundial.
Costa Rica en la competitividad mundial.

Destaca que la evolución del país respecto al puntaje obtenido en dicho índice durante el período 2009-2010 hasta el período 2017-2018, ha sido prácticamente constante y lo  posiciona por encima del promedio de América Latina.

El Índice de Facilidad para Hacer Negocios, también conocido como Doing Business, ubicó al país en el puesto 61 de un total de 190 naciones, según la reciente evaluación que dio a conocer el Banco Mundial.  En el ranking, se consiguió la posición 12 en obtención de crédito, 21 en obtención de electricidad, 49 en registro de propiedades, y 60 en pago de impuestos.

El reporte muestra que Costa Rica está dentro del tercio de países con regulaciones más fáciles de cumplir y más competitivos. A nivel Latinoamericano, es superada por México (49), Chile (55), Perú (58) y Colombia (59).

En el Índice de Progreso Social Costa Rica tiene la posición 28 entre 128 países. Este índice es promovido por la Fundación Avina, Fundación Rockefeller, Cisco y Deloitte, los cuales dan referencia del desempeño de las sociedades como elemento clave para la toma de decisiones. Tiene como objetivo crear un marco de medición sólido e integral de desempeño social y ambiental del país.

En el Índice de Percepción de la Corrupción, ocupa la posición 87 de 176. Es evaluado por Transparencia Internacional, el cual clasifica las percepciones sobre el grado de corrupción. Esta medición considera como corrupción a aquellas actividades ilícitas que se ocultan deliberadamente tanto en el área administrativa como en la política.

En el Índice Global de Innovación, ocupa el puesto 53 de 127. Lo mide la Organización Mundial de la Propiedad Intelectual, que examina la incidencia de las políticas orientadas a la innovación en el crecimiento económico y el desarrollo. En función de que la innovación desempeña un papel fundamental en las economías en desarrollo y emergentes, siendo clave para hacer frente a problemas sociales apremiantes.

El Índice Mundial de Desempeño Ambiental, tiene el lugar 42 de 180. El Foro Económico Mundial lo creó como un método fiable para cuantificar y clasificar el desempeño ambiental de las políticas en la materia que un país implementa. Además, clasifica a los países en cuestiones ambientales de alta prioridad en dos áreas: Protección de la salud humana y Protección a los ecosistemas.

Enfrentando los desafíos

Sesión del Consejo de Competitividad y Productividad, donde participan el gobierno y el sector privado.

Como coordinador del Consejo de Competitividad y Productividad, el primer vicepresidente de la República, Helio Fallas, explicó que conocer la posición en estos índices y realizar las comparaciones con otros países permite tomar medidas para mejorar. “Si somos un país más competitivo, ello permitirá un mejor y mayor desarrollo socioeconómico, por lo cual, ningún país puede detener sus esfuerzos por seguir mejorando y mucho menos, caer en una zona de confort”, dijo.

Fallas destacó los espacios de coordinación y diálogo que el gobierno ha propiciado con el sector privado, a través del Consejo de Competitividad y Productividad, donde participan representantes de UCCAEP, CADEXCO y CPC,  dando  seguimiento a medidas que favorezcan la competitividad del país, así como en la búsqueda de nuevas opciones que permitan alcanzar un crecimiento económico sostenido.

“Aún queda mucho por hacer para mejorar la competitividad del país, como por ejemplo adecuarse a las tendencias globales para identificar proyectos estratégicos”, comentó.

“Es necesario cuestionarse qué sucederá con los que no evolucionen con el cambio tecnológico, el desarrollo del mundo virtual o caída en los precios por la tecnología. Hay que tomar las previsiones por los avances en el campo de la salud, la desaparición de los trabajos convencionales y la transformación de la educación hacia las destrezas técnicas”, añadió Fallas.

“Este gobierno lo ha tenido claro desde el primer día y hemos realizado esfuerzos fundamentales en procesos y proyectos que se encontraban estancados, algunos incluso por 30 años”, explicó. “Los esfuerzos por acelerar los procesos de simplificación de trámites, la reactivación de la construcción de infraestructura, la inversión histórica en educación, la mejora en la recaudación de impuestos y la digitalización de las plataformas correspondientes, nos han valido vistos buenos en el proceso de adhesión a la OCDE y todo esto se revela en los resultados de estas evaluaciones internacionales”, concluyó.

Este sitio cuenta con un lector de texto en pantalla para personas ciegas y con baja visión. Para utilizarlo seleccione el texto con el cursor del mouse y presione el ícono que aparece.

Aumentar texto

  • A  A  A  A  A