Economía estable caracterizó a Costa Rica el primer semestre del 2017

En los últimos informes presentados por el Banco Central de Costa Rica al Consejo Presidencial Económico se evidencia que el crecimiento es aceptable, en el que se aceleró la producción por segundo mes consecutivo

La economía de Costa Rica es estable, manteniendo el ritmo del 2016 y sin concretar los pronósticos que difundieron algunos sectores a principio de año sobre un debilitamiento en la estabilidad productiva del país. Las condiciones del entorno internacional y el comportamiento de ciertas variables a nivel interno han propiciado la estabilidad macroeconómica durante el primer semestre del 2017.

El Director del Departamento de Estadística Macroeconómica del Banco Central de Costa Rica (BCCR),  Henry Vargas, explicó al Consejo Presidencial Económico los principales hechos que demuestran esa afirmación:

  1. Inflación baja. Llegó al 1,77% en junio y se mantiene dentro del rango meta establecido por el BCCR (3+-1 pp).
  2. Crecimiento económico moderado. El Índice Mensual de Actividad Económica (IMAE) reflejó una variación interanual de 3,87%, este semestre; en junio, por segundo mes consecutivo se muestra una aceleración en el crecimiento de la producción.
  3. Mejoran las condiciones de empleo. La tasa de desempleo pasó del 9,5% en el cuarto trimestre del 2016, a un 9,1% en el primer trimestre del 2017. También hay una disminución en la tasa de subempleo.
  4. Continúa la solicitud de créditos en colones, mientras que la dolarización del ahorro financiero crece a menor ritmo.
  5. Relativa estabilidad en el mercado cambiario. Al 17 de julio del 2017, la variación interanual del tipo de cambio fue 4,4%.
  6. Evolución de agregados monetarios y crédito no genera presiones inflacionarias en exceso a la meta.
  7. Recuperación en premio por ahorrar en colones. Las tasas de interés del sistema financiero evidencian el efecto de transmisión de tasa política monetaria que ha aumentado 275 puntos base.
  8. Ajustes en TPM. El 2017 inició con una Tasa Política Monetaria (TPM) de 1,75, que ha ido en aumento hasta llegar a 4,50% en la segunda semana de julio.
  9. Balanza de Pagos. Pese al comportamiento sostenido de las otras variables, las cifras preliminares de la Balanza de Pagos muestran un déficit de cuenta corriente de 1,3% del PIB a junio del 2017, financiado completamente por entradas de capital de mediano plazo en la cuenta financiera de la balanza de pagos.
  10. Entorno internacional proyecta crecimiento moderado. Los organismos internacionales mantienen una previsión de crecimiento moderado en 2017-2018, como el FMI que revisó a la baja la proyección de Estados Unidos y estima un crecimiento cercano 2%.
  11. No se vislumbran presiones inflacionarias, hay estabilidad en precios de materias primas como el petróleo ($45 por barril) y se estima que el crecimiento de las tasas de interés en los Estados Unidos será moderado y gradual.

0,2% del PIB

Aumentó el déficit fiscal a junio 2017 con respecto a mismo periodo del 2016

Sin embargo, el Banco Central mantiene su preocupación ante el deterioro de las finanzas del Gobierno Central. Tal y como informó el Ministerio de Hacienda recientemente, existe un déficit de 2,4% del PIB al cierre de este semestre, contra el 2,2% en el mismo semestre del año pasado, financiando en mayor medida con deuda interna en el sector privado.

En este sentido, el Poder Ejecutivo hizo un llamado a la Asamblea Legislativa por la urgencia de aprobar la reforma a la Ley de Impuesto sobre la Renta, Impuesto al Valor Agregado, así como del proyecto de Regla Fiscal.

Este sitio cuenta con un lector de texto en pantalla para personas ciegas y con baja visión. Para utilizarlo seleccione el texto con el cursor del mouse y presione el ícono que aparece.

Aumentar texto

  • A  A  A  A  A