El Gobierno está comprometido con pescadores, las comunidades costeras y la pesca sostenible

Un repaso de algunas de las acciones realizadas evidencia el respaldo de la administración al sector pesquero

En la administración Solís Rivera hay un compromiso por apoyar a los pescadores y las comunidades costeras, que se concreta con acciones para consolidar una pesca sostenible. La pesca sostenible permite que quienes dependen de estos recursos logren su sustento, a la vez que garantiza la sobrevivencia de la actividad.

Se desarrolló la Mesa de Diálogo para la Pesca Sostenible del Camarón, en la que por primera vez se dio voz y  participación a representantes del sector pesquero para redactar un proyecto de ley, con el que se pretende ordenar la actividad y finalizar las limitaciones ordenadas por la Sala IV. El proyecto se tramita en Asamblea Legislativa.

Por primera vez se logra establecer mediante un acuerdo de Junta Directiva de Incopesca, sustentado en estudios técnicos, el volumen máximo de captura para la flota industrial de cerco de atún en nuestra Zona Económica Exclusiva.

Se emitió Decreto Ejecutivo 38681 en octubre del 2014, para el ordenamiento territorial de la pesca en Costa Rica. Estableciendo polígonos de ordenamiento especial.

Se emitirá un Decreto Ejecutivo para ordenar la pesca del atún. Esto evitará una pesca indiscriminada, lo que permitirá más oportunidades de capturas a la flota pesquera nacional.

EL INCOPESCA junto con el sector pesquero, presentó  una propuesta para ordenar la pesca del tiburón sedoso ante el CIAT (Comisión Interamericana del Atún Tropical). La CIAT aprobó medidas que permiten ordenar la pesca de tiburón sedoso, para que se pueda realizar de manera sostenible.

En este proceso, se ha venido realizando mejoras en los procedimientos de trazabilidad y cadena de custodia, desde la captura hasta el momento de la exportación.

A partir de julio del 2015 se cuenta con un funcionario del INCOPESCA para realizar muestreos Biológicos pesqueros, dichos muestreos se vienen realizando a los desembarques de las flotas de mediana y avanzada escala, en las principales comunidades pesqueras de Cuajiniquil, Puntarenas, Quepos y Golfito.

Además, se realizan labores de apoyo directo al sector. El Gobierno de la República respalda a los 2.500 palangreros que se ven impactados por la prohibición de la comercialización del tiburón, como evidencia establecimos una hoja de ruta con esfuerzos que impidan que suceda lo mismo con la pesca del tiburón sedoso.

Respaldamos las preocupaciones del sector pesquero, sin embargo el Consejo de Representantes de las Autoridades Científicas de Costa Rica (CRAC-CITES) toma las decisiones al margen del gobierno.

Esta administración está saldando una deuda que se tiene con el aprovechamiento sostenible de las especies marinas comerciales, al establecer las tallas legales de primera  captura y su implementación, es una decisión que no se puede postergar ante la afectación que tienen nuestros recursos pesqueros. Prueba de ello es que la captura de pargo sedoso  en la Zona Norte que pasó de casi 640 mil kilogramos en 1990 a 90.000 kilogramos en el año 2013.

En el caso de las descargas en Golfito, en 1985 se capturaban 70.964 kilogramos y en 2012 se pescaron tan solo 3.997 kilogramos.

Por lo tanto, se deben tomar acciones con prontitud, para evitar un colapso económico pesquero y asegurar la sostenibilidad del recurso para esta y las siguientes generaciones.

En los próximos meses, se intensificará las siguientes acciones en beneficio del sector:

  • Reactivaremos la Comisión Plan de Acción de Tiburones.
  • Fortaleceremos la información sobre el tiburón sedoso y zorro.
  • Contaremos con el apoyo técnico de la Secretaría de CITES-CIAT.
  • Estableceremos una hoja de ruta de trabajo con organizaciones de pescadores.
  • Talleres de capacitación.
Este sitio cuenta con un lector de texto en pantalla para personas ciegas y con baja visión. Para utilizarlo seleccione el texto con el cursor del mouse y presione el ícono que aparece.

Aumentar texto

  • A  A  A  A  A