La firma digital alza la voz: es más confiable que la firma física (y está en fuerte ascenso)

Alexander Barquero, Director del Programa, advierte que ciudadanos y nuevos usos de esta herramienta están provocando un cambio de cultura

Papeles hablan, dice el dicho. “Pero el documento electrónico grita“, replica Alexander Barquero. El titular de la Dirección de Certificadores de Firma Digital comenta que estamos ante un cambio de paradigma, en el que la cultura de los trámites escritos está a un paso de ceder su lugar ante los trámites digitales y su vigoroso ascenso.

Contrario a lo que muchos podrían pensar, el principal argumento es la seguridad. “La firma digital certificada tiene más peso que la física, brinda más seguridad a las partes del proceso. Desde que el sistema opera en el 2009, no hay un solo caso de falsificación. Cero. En cambio, escuchamos casos de ventas de propiedades que se denuncian como falsas, de personas casadas que no estaban presentes… esos casos son imposibles en el ámbito de la firma digital” afirmó Barquero.

47%

Aumento en emisión de certificados digitales

Hay un notable aumento en el uso de la firma digital. En mayo del 2015, se tenían registrada la emisión de 110 mil certificados (personas o instituciones con la firma) y 70 trámites que se podían realizar con esta herramienta. En junio del 2016, se registran 162 mil certificados y más de 100 trámites en 56 instituciones.

Un crecimiento de un 47% en la emisión de certificados de firma digital en menos de un año da cuenta del crecimiento explosivo de esta herramienta.

Alexander BarqueroSin embargo, Barquero advierte que el uso es mayor, mucho mayor. “Tenemos reportadas 56 instituciones que dan servicios específicos, pero en realidad todas las entidades la usan, en todas hay al menos un funcionario que ha tenido que usarla, para compras públicas o otros aspectos. Lo que pasa es que no todas las instituciones han desarrollado servicios específicos y una plataforma de servicios, que es lo que estamos tratando de impulsar desde esta Dirección”, explicó.

Cambio de paradigma

Pasar del “chip” mental de la cultura de firma física a la firma digital puede llevar tiempo, pero tiene muchos elementos positivos, aparte de la seguridad. Barquero indicó que no se trata solo de los trámites que se podrán hacer por la vía electrónica. “En el 2010, se estimó que alrededor de una cuarta parte de los vehículos que recorren la Gran Área Metropolitana lo hacen para hacer un trámite con una institución del Estado. Imagine cuántos problemas de presas vehiculares podrían resolverse”, manifestó.

Se trata de ahorros con el uso del papel, reducción de filas, agilización de trámites… la lista puede extenderse según la imaginación. “La firma digital no es un fin, por eso el logo está pensado como una llave para cualquier permiso de gobierno electrónico. Pero la utilidad de esa llave depende de las puertas que pueda abrir. Nosotros en Firma Digital no hacemos puertas; garantizamos que la llave es confiable y segura”.

Esas puertas se están multiplicando. Barquero citó proyectos en desarrollo en el INS, con una plataforma de atención al usuario con firma digital, que en lo externo recibe al usuario, e internamente servirá para consulta de funcionarios. En el Banco Nacional, se están atendiendo solicitudes de los clientes mediante con productos firmados digitalmente. En RECOPE nació una plataforma por las inquietudes ciudadanas. La CCSS desarrolla un proyecto para utilizar la firma digital en sus diferentes servicios. El INA valora un curso de verificación de la validez de documentos electrónicamente firmados, que se podría agregar al currículo.

“Es el nuevo paradigma” sentencia Barquero. El camino que allanó la Directriz 067-MICITT-H-MEIC del 24 de abril del 2014 para masificar el uso de la firma digital en el sector público costarricense preparó el terreno para un cambio inevitable, pero que requería acelerarse. Ahora, con la confianza que genera, con los servicios que se generan, depende del uso que den ciudadanos e instituciones a esta llave.

 

Este sitio cuenta con un lector de texto en pantalla para personas ciegas y con baja visión. Para utilizarlo seleccione el texto con el cursor del mouse y presione el ícono que aparece.

Aumentar texto

  • A  A  A  A  A