Más de 6.900 familias en situación de pobreza extrema en Puntarenas reciben atención prioritaria

300 nuevas familias en la región de Puntarenas se suman a la estrategia de reducción de la pobreza

La Administración Solís Rivera reafirma su compromiso en la lucha contra la pobreza al seguir incorporando nuevas familias en situación de  pobreza extrema a la Estrategia Puente al Desarrollo. El 9 de marzo, 300 nuevas familias se suman al segundo bloque de atención en Puntarenas, y con ello se alcanza la cifra de más de 3.300 familias atendidas en esta zona costera.

La región de Puntarenas atendió en un primer bloque a más de 3.500 familias, de las cuales más de 2 mil egresaron de la estrategia y más de 700 se mantienen en la etapa de sostenibilidad con un cumplimiento entre 80% y 90% de sus metas. Para la atención de estas familias mediante Puente al Desarrollo brindó más de 21.200 beneficios.

21.200

Beneficios dados en Puntarenas a familias en pobreza extrema

La Vicepresidenta de la República, Ana Helena Chacón Echeverría, comentó que “hemos puesto en el centro de la política pública, la dignidad y los derechos humanos de las personas, en particular de quienes enfrentan mayores vulnerabilidades. Con Puente al Desarrollo dejamos atrás el asistencialismo y brindamos herramientas y oportunidades de formación, para que las familias que se comprometen con la estrategia, puedan mejorar de manera sostenible su calidad de vida y puedan diseñar sus propios proyectos de felicidad”.

Puente al Desarrollo atiende de forma preferente 7 distritos prioritarios de la Región de Puntarenas:  Barranca, Chacarita, El Roble, Jacó, Lepanto, Parrita y Quepos. Para la atención de estas zonas 20 personas congestoras y 5 personas cogestoras de sostenibilidad trabajan en las comunicades de Puntarenas.

El Ministro de Desarrollo Humano e Inclusión Social y Presidente Ejecutivo del IMAS, Emilio Arias Rodríguez, expresó que “me siento satisfecho cada vez que llegamos a una comunidad  y vemos que muchas familias van cambiando su vida gracias a Puente al Desarrollo, porque se trata de una estrategia comprometida con el respeto a los derechos humanos. Los resultados nos  confirman una vez más,  que la educación es el camino para ese cambio y hemos demostrado que es posible hacer la diferencia”.

Con el fin de seguir fortaleciento la atención de las familias, el año paso se integró a la oferta programática de la Estrategia, la directriz denominada “Discapacidad y Pobreza para Necesidades Insatisfechas derivadas de la discapacidad”, la cual es articulada por Conejo Nacional de Personas con Discapacidad (CONAPDIS). Esta iniciativa pretende brindar asistencia a personas en situación de pobreza extrema que tengan alguna necesidad particular derivada por la situación de discapacidad y que requieran de algún tipo de asistencia para el desarrollo de sus capacidades. Estos servicios pueden ser transporte, alimentación, medicamentos, entre otros.

El 20% de las familias en la Estrategia Puente al Desarrollo cuenta con al menos un miembro con algún tipo de discapacidad, esto representa más de 7 mil familias.

“Esta diversidad de familias nos llevó a plantear y a comprender las necesidades diferenciadas de los grupos familiares con personas con discapacidad. Hoy podemos mostrar un avance significativo, como fue la integración de la canasta básica de discapacidad en el sistema de medición, la cual permite que estas familias tengan mayores oportunidades de elegibilidad para los programas sociales”, aseguró Lizbeth Barrantes Arroyo, directora ejecutiva de CONAPDIS.

Puente al Desarrollo

Actualmente, la estrategia  ha atendido a 52.309  familias en todo el país, de las cuales 10.539 ya egresaron de la estrategia al término de los 24 meses de atención, 9.152 se mantienen en la etapa de sostenibilidad para que puedan finalizar el desarrollo de habilidades para la empleabilidad.

El mes anterior, gracias al apoyo financiero y técnico del proyecto de cooperación “Fomento de Capacidades en Evaluación” (FOCEVAL), se entregaron los resultados de una evaluación donde la estrategia Puente a Desarrollo demuestra haber mejorado las condiciones de vida de las familias participantes de la primera etapa, la cual comprende de 2015-2017.

Uno de los resultados principales indica que la cantidad de familias en situación de pobreza extrema disminuyó a un 46% luego de dos años de estar implementando la estrategia; esto según la variable de línea de pobreza.

Por otra parte, la Estrategia Puente al Desarrollo trabaja en su segunda etapa, la Socio-Laboral, la cual prioriza a las familias que se encuentran en sostenibilidad para ingresar en esta fase y alcanzar su inserción laboral.

La etapa Socio-Laboral coordina esfuerzos entre las instituciones del Estado costarricense como el Instituto Nacional de Aprendizaje (INA), Ministerio de Trabajo y Seguridad Social (MTSS) y el Instituto Mixto de Ayuda Socail (IMAS) y la empresa privada que tienen presencia en las comunidades. El objetivo es conocer la oferta de empleos en la zona y generar intermediación laboral para la respectiva inserción al trabajo.

Este sitio cuenta con un lector de texto en pantalla para personas ciegas y con baja visión. Para utilizarlo seleccione el texto con el cursor del mouse y presione el ícono que aparece.

Aumentar texto

  • A  A  A  A  A