Tasas de interés evolucionan positivamente en el Sistema Financiero Nacional

La disminución de las tasas de interés en el sistema financiero es un elemento prioritario, para incentivar la inversión privada y dinamizar la estructura productiva nacional

Para la Administración Solís Rivera ha sido una prioridad alcanzar niveles de crecimiento superiores a muchos países de la región y traducir sus ganancias en mayores oportunidades de empleo y una mejor distribución del ingreso.

En el esfuerzo para alcanzar estas metas, la disminución de las tasas de interés en el sistema financiero es un elemento prioritario, para incentivar la inversión privada y dinamizar la estructura productiva nacional, en aras de mejorar la competitividad interna y externa del país.

350 puntos base

Disminución de Tasa de Política Monetaria en 20 meses

Gracias a la estabilidad de precios internos, el Banco Central de Costa Rica ha podido colaborar con los esfuerzos para incentivar la producción nacional en el corto plazo. El comportamiento de los precios externos, la estabilidad relativa del mercado cambiario, la reducción de las expectativas inflacionarias y la brecha del producto nominal con respecto a su nivel potencial, le han permitido aplicar una estrategia de reducción de su Tasa de Política Monetaria que ha incidido en las tasas de interés del sistema financiero, principalmente mediante ajustes a la baja en la Tasa Básica Pasiva en colones.

image
Ha decrecido la tasa de los créditos que tienen como referencia la Tasa Básica Pasiva.

En los últimos 20 meses la Tasa de Política Monetaria disminuyó en 350 puntos base y la Tasa Básica Pasiva lo hizo en 230 puntos base. Dado que un porcentaje considerable de los créditos en moneda local está indexado a esta tasa de referencia local, las tasas activas en el sistema financiero también se han ajustado a la baja. Con esta reducción, tanto el costo del crédito para actividades productivas como los costos para las familias con préstamos referenciados a la Tasa Básica Pasiva han registrado una tendencia decreciente. Cabe rescatar que cerca del 40% del ajuste a la baja en esta tasa obedeció a una revisión metodológica del cálculo que realiza semanalmente el Banco Central.

Aunado al ajuste en las tasas de interés bancarias, la tasa de interés de las colocaciones de deuda del Banco Central de Costa Rica y del Ministerio de Hacienda ha tendido a la baja. Lo anterior ha tenido repercusiones positivas para disminuir el costo de administración de los pasivos de ambas instituciones y en particular, le ha permitido al Ministerio de Hacienda gestionar el financiamiento creciente de su endeudamiento a tasas de interés cada vez menores.

A pesar de que los resultados han sido favorables, el impacto sobre la demanda de crédito debe ser mayor si se quiere dinamizar la producción y alcanzar metas de crecimiento superiores. El ajuste a la baja debe motivar aún más a aquellas empresas pequeñas y a los emprendedores, de tal forma que el crecimiento sea más inclusivo y facilite una distribución del ingreso más equitativa en el mediano plazo.

Foto feria del agricultor
La estabilidad económica marca un buen momento para fortalecer la Banca de Desarrollo. Foto/MAG.

Asimismo, es de esperar que algunos sectores que han sido más vulnerables en el pasado reciente, encuentren una ventana de oportunidad en el entorno actual de bajas tasas de interés e inflación estable, para financiar sus proyectos y retomar la senda de crecimiento. Es este momento cuando se requiere fortalecer la Banca de Desarrollo, aprovechar los encadenamientos productivos y trabajar fuertemente para fortalecer las cadenas de valor en las áreas más sensibles a la inestabilidad económica.

Quedan retos por delante en materia de tasas de interés. Si bien el ajuste de las tasas de interés en colones ha sido positivo, deja al descubierto una serie de debilidades propias de nuestro sistema financiero. En términos reales las tasas de interés en colones siguen siendo elevadas y las tasas de interés en dólares aún son atractivas para solicitar financiamiento en esta moneda, lo que incrementa la exposición al riesgo cambiario de una gran parte de las instituciones financieras del país, sobretodo aquellas que han favorecido el crédito en dólares para agentes no generadores de divisas.

Es necesario continuar con los esfuerzos por desdolarizar la economía, por lo que se debe continuar con el fortalecimiento de la supervisión, avanzar en el tema de las coberturas cambiarias y crear herramientas para consolidar el control monetario en el país.

En la Administración Solis Rivera continuamos con el compromiso de impulsar la producción, fortalecer las condiciones de estabilidad económica y reducir la desigualdad. Por tanto, seguiremos impulsando medidas que favorezcan el desarrollo ordenado del sistema financiero nacional, en el tanto estamos convencidos que es un motor para dinamizar la actividad económica y un medio eficiente para reducir la pobreza y crear las oportunidades que los sectores más vulnerables requieren y merecen en este país.


Autor: Secretaría Técnica del Consejo Presidencial Económico. Septiembre, 2016.

Este sitio cuenta con un lector de texto en pantalla para personas ciegas y con baja visión. Para utilizarlo seleccione el texto con el cursor del mouse y presione el ícono que aparece.

Aumentar texto

  • A  A  A  A  A